Galdos cumple 100 años

La estatua de Benito Pérez Galdós cumple 100 años. Fue inaugurada el 19 de enero de 1919 junto a la Rosaleda del Retiro. Es obra del escultor palentino Victorio Macho. Esculpida en piedra, representa al autor de los Episodios Nacionales en actitud serena, al final de sus días, con las manos por fin descansando tras una ingente labor literaria. El propio Galdós, ya muy enfermo y casi ciego, asistió a la inauguración. Moriría un año después, en 1920.

La estatua de Galdós aún hoy impresiona por la imagen que traslada del Balzac o el Dickens español, como le llamaba la prensa de la época. Un hombre mayor, incapaz de ver y ya de escribir, que mira al Paseo de Coches,  donde años después de instalaría la Feria del Libro. La obra fue sufragada por suscripción popular. Entre los donantes, el Ayuntamiento de Madrid, que dio 3.000 pesetas, la Real Academia, que aportó 1.000, y personalidades de toda España, como la actriz Margarita Xirgu, que aparece en la lista con una donación de 25 pesetas.

Benito Pérez Galdós (Las Palmas de Gran Canaria, 1843 – Madrid, 1920) está considerado no solo el gran cronista del XIX en España sino específicamente del Madrid decimonónico. Tal fue la popularidad del autor de “Tristana” que 30.000 madrileños asistieron a su cortejo fúnebre hacia el cementerio de la Almudena en el frío enero de 1920.

La estatua, que las crónicas de la época comparaban con el Pensador de Rodin o el Moisés de Miguel Ángel, es obra de uno de los promotores del monumento: Victorio Macho.  El escultor lo retrató sentado, mirando al horizonte y con las manos cruzadas sobre las piernas, cubiertas a su vez por una manta.

Galdós en la maqueta de Victorio Macho, aparecida en La Esfera en 1918

Galdós en la maqueta de Victorio Macho, aparecida en La Esfera en 1918.

Es Victorio Macho (Palencia, 1887 – Toledo, 1966) uno de los grandes escultores del siglo XX en España. Podemos admirar su obra en el Retiro, donde también nos dejó el monumento a Jacinto Benavente (1962) y la estatua de Santiago Ramón y Cajal (1926). En la foto que adjuntamos, del periódico La Esfera, se ve una maqueta en bronce donde es más fácil apreciar los detalles de la escultura.

La inauguración del monumento se produjo a las tres de la tarde del 19 de enero de 1919 presidida por el propio Galdós, que acudió en un carricoche. El discurso inaugural fue del alcalde de Madrid, Luis Garrido Juaristi. También habló el dramaturgo Joaquín Álvarez Quintero que, junto a su hermano Serafín, fue uno de los promotores de que se erigiera esta estatua en el Retiro. Victorio Macho no cobró por la estatua.

a inauguración del monumento a Galdós, en el periódico Nuevo Mundo de 1919

La inauguración del monumento a Galdós, en el periódico Nuevo Mundo de 1919.

Galdós asistió ya ciego al acto, pero pudo tocar con sus manos el monumento. Unas niñas del Colegio de Ciegos le entregaron un ramo de flores que, según relatan las crónicas, “Don Benito besó emocionado”. Al terminar el acto, el escritor se dirigió a su domicilio en la calle Hilarión Eslava. Hablan los periódicos de la época de un Galdós muy emocionado, que se reconoció al tocar su rostro con sus propias manos. Tal fue su agradecimiento a Macho que días después asistió a un homenaje que se le tributó en Madrid por haber donado la escultura a la ciudad.

Victorio Macho sentó a Galdós en un sillón con los brazos en forma de leones. De las bocas de los leones sobresalen unas hojas de laurel que dan forma al respaldo. En el respaldo puede leerse “Ars”, “Natural”, “Veritas”. En la base del monumento se lee “Galdós”, “Episodios Nacionales”, “Novela Contemporánea” y “Teatro”.

En la base también puede leerse la firma del escultor y la leyenda “Homenaje de sus amigos y admiradores”.

Busto de la estatua de Galdós en el Retiro, fotografiad en La Esfera en enero de 1919

Busto de la estatua de Galdós en el Retiro, fotografiado en La Esfera en enero de 1919.

La estatua de Galdós sigue viva 100 años después. Además del homenaje que se le va a rendir en su centenario, desde hace dos años es el escenario donde se representan unos fragmentos de los Episodios Nacionales la tarde del 2 de Mayo. Los episodios han sido leídos en público, ante la atenta mirada de Galdós, por actores y actrices como Nathalie Poza, Irene Escolar, Alberto San Juan y Carles Francino.

Texto y fotos: Ignacio Bazarra y archivo de La Esfera y Nuevo Mundo en la Hemeroteca de la BNE .

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

© RETIROMANÍA by BdR comunicación